Bora Bora Ibiza comienza el mes de septiembre cargado de buen tiempo, sol y el mismo espíritu de fiesta que viene acompañando al club durante toda la temporada. Con su restaurante repleto de deliciosos platos y un amplia carta de combinados y bebidas, los visitantes de la isla pueden disfrutar de una jornada de playa y relax antes de comer.

Sin embargo, al caer la tarde todo cambia. A partir de las 16 horas los dj residentes e invitados toman la cabina del club para imponer su potente ritmo y llenar de energía a todos los asistentes. El after boat party ahora son los miércoles con Wicked Wednesday, una fiesta cargada de ritmo y diversión.
Siete días, siete fiestas. Para todos los gustos, Bora Bora Ibiza.