Ibiza no es isla de festivales y hay una larga lista de importantes eventos de música en vivo y de concentraciones de artistas de fama mundial y dj que no han logrado el deseado éxito.

Desde los festivales de la antigua plaza de toros de Ibiza con Bob Marley, Thin Lizzy y Eric Clapton a las grandes atracciones mundiales de pop y rock en la discoteca Ku en los noventa con Queen, Spandau Ballet, Grace Jones y cientos de artistas, pasando por el Mediterranean Music Festival, Ibiza The Rock en sa Pedrera y el más reciente Ibiza 1,2, 3 los grandes festivales de música no han contado con el respaldo incondicional del público.

El Festival Clockwork Orange reunió a más de 3.000 personas en Ibiza. Foto: Gabi Vázquez
El Festival Clockwork Orange reunió a más de 3.000 personas en Ibiza. Foto: Gabi Vázquez

Por esta razón llama la atención que un evento con formato de fiesta de discoteca que nació en la isla en 1994 como uno más de la época en la discoteca Es Paradis de Sant Antoni haya logrado sobrevivir dos décadas y media y presentar sus credenciales recientemente en el recinto abierto de Benimussa Park.

Británicos entrados en años

Además, con una legión de seguidores en su mayoría británicos entrados en años, llegados ex profeso a la isla para celebrar este acontecimiento de tintes nostálgicos con dj de renombre, performances, una fiel clientela y excelente música.

Los ideales de esta fiesta se han sustentado en la amistad, la unión, la alegría y, sobre todo, la música house.

Clockwork Orange como fiesta trajo a los afamados dj Judge Jules y a John Digweed a la isla en 1998 y lograron concentrar a unas 3.500 personas en el templo romano de Es Paradis.

El Festival Clockwork Orange reunió a más de 3.000 personas en Ibiza. Foto: Gabi Vázquez
El Festival Clockwork Orange reunió a más de 3.000 personas en Ibiza. Foto: Gabi Vázquez

Este año han celebrado el 25 aniversario de la fiesta y en 2019 tendrá lugar el 25 aniversario del evento al aire libre en ses Païsses.

Nostalgia y valores

Benimussa Park y Clockwork Orange han formado un tandem perfecto para disfrutar de una fiesta al aire libre donde los clubbers de cierta edad se deleiten con la música que les transportan al pasado de forma instántanea.

No es un evento normal dirigido por Danny Gould, alias ‘Danny Clockwor’k, y Andy Makey Manston, dos defensores de valores fundamentales como la unión, la alegría, el amor, el respeto y el honor que han heredado desde su primera visita a la isla blanca en 1989, es algo más.

Un año de celebración

La celebración tiene lugar a lo largo de todo el año con diferentes eventos que se iniciaron en marzo en Londres, continuaron durante un fin de semana de tres días en Benimussa Park y Platja d’en Bossa y terminarán con otra fiesta en Londres.

El ‘Clockwork’ de Ibiza fue una experiencia en formato de festival con tres espacios de tambores, bailarines, actores, performances con zancos, entretenimiento, mercadillo hippy, pinturas faciales, glitter a montones y barbacoa, todo bañado de color naranja, emblema de la divertida fiesta.

En la mesa de mezclas se dieron cita grandes nombres de los noventa. Entre ellos el legendario Paul Oakenfold y otros de Space Ibiza y Edén como Seb Fontaine & Tall Paul, Jeremy Healty, Andy Manston, Lisa Loud, Keith Mac, Terry Farley, Brandon Block, Alex P, Jason Bye, Trevor Fung, Andy Baxter, Danny Clockwork, Tristan Ingram, James Parker, Owen Clarke, Zack Le Nez y Tom Grimes.