- Publicidad -
El Paladar
El Paladar
El Paladar
El Paladar

Hoy es el día del abuelo, un día que que complementa al Día de la Madre y al Día del Padre. Se trata de una jornada que se celebra solo en algunos países, con diferencias en la denominación, motivación y fecha. En Espña se celebra hoy, 26 de julio y hemos querido aprovecharlo para hablar con Andrea Marí, trabajadora social y Yasmina Delgado, educadora social, de Sa Resideència.

¿Vais a hacer algo especial en Sa Residència?
Si claro, vamos a hacer una de las actividades que más les gusta a los abuelos, musicoterapia. Cantan, bailan, se ríen y recuerdan las canciones de su época.

Por la tarde vamos a realizar una merienda especial, en la cual invitamos a todos los hijos y nietos, para comer juntos helado y pasar una tarde en familia.

Además, se les ofrecerá un photocall, que permanecerá hasta el domingo, para que puedan inmortalizar ese momento los nietos con sus abuelos.

En Sa Residència apostáis mucho por las actividades intergeneracionales, es decir, en las que se relacionan mayores y niños…. ¿Qué beneficios les aporta a los mayores?
Después de cada visita de niños, los abuelos se sienten rejuvenecidos y llenos de la vitalidad que les proporcionan los niños. Por lo tanto es una de las actividades con las que más disfrutan.

El envejecimiento activo, uno de los objetivos principales de Sa Residència. ¿En qué consiste?
Para nosotros el envejecimiento activo es utilizar todas sus capacidades, tanto físicas, psíquicas y sociales, incluso aquellas que el abuelo no es consciente de que posee, o que nunca las ha llegado a realizar. Para disfrutar de una calidad de vida lo mejor posible.

¿Por qué es tan importante que no cesen de hacer actividades, y que estas vayan variando?
Para que ellos tengan una motivación y que puedan sentirse realizados sin tener en cuenta la edad.

¿Alguna actividad o taller que destaquéis como novedoso en Sa Residència?
Ahora en veranos hemos incluido algunas actividades nuevas como videoconferencias con otras residencias españolas, taller de belleza, desayunos al aire libre, cine a la fresca, ciberviajes…

Yasmina Delgado es la educadora social del centro, una figura que han incorporado recientemente ¿Cuál es tu función con ellos, Yasmina?
Organizo las actividades socioculturales y la educadora social lo que intenta es mantener conectado al abuelo con el exterior, como es el caso de las excursiones y los proyectos entre generaciones y mantener al día al abuelo de todas las novedades que existen fuera del centro a través de talleres, como es el de prensa.

Y la de Andrea Marí como trabajadora social?
Inicialmente realizo un seguimiento para conseguir una óptima adaptación del residente al centro. Y me encargo de que el abuelo tenga una buena atención social en relación a ayudas públicas, relación con la familia, y todos los trámites para que su estancia sea como en casa.