La esencia del auténtico whiskey de Tennessee llega a Ibiza

Chris Fletcher, el jueves en Ibiza donde ofreció una charla magistral sobre Jack Daniel's.
Chris Fletcher, el jueves en Ibiza donde ofreció una charla magistral sobre Jack Daniel's.

Los profesionales del sector de la hostelería y la restauración vivieron el pasado jueves en Casa Maca una clase magistral sobre la elaboración del whiskey, de la mano de una de las autoridades mundiales en esta materia, Chris Fletcher, de la casa Jack Daniel’s.

Fletcher es la mano derecha del actual maestro destilador y nieto del que fuese quinto maestro destilador del icónico whiskey. En su clase magistral Fletcher compartió el amor por esta icónica marca y desveló algunos secretos de su elaboración, fundamentalmente artesanal.

Minutos antes de su intervención, Fletcher atendió a Diario de Ibiza y explicó que «el mercado se está interesando cada vez más por el whiskey y por eso es importante que el consumidor reciba el máximo de detalles sobe el proceso de creación artesana».

Durante su intervención Fletcher contó el proceso que se sigue para elaborar Jack Daniel’s, «un proceso muy completo, bastante manual y con estándares de calidad muy altos». Para contar la historia de esta marca única ofreció una cata y también ahondó en la historia de este whiskey, que empezó hace más de 150 años en un pequeño pueblo del estado de Tennessee.

Al igual que ocurre con otras bebidas como el vino, la cerveza o la ginebra, el whiskey también está viviendo una expansión importante y un regreso a la elaboración artesanal.
Fletcher cuenta que Jack Daniel’s nunca ha perdido esa esencia y define en una sola frase el secreto éxito de la marca: «Es un whiskey estadounidense auténtico y de calidad».

Proceso artesanal

El legendario whiskey de Tennessee sigue siendo destilado gota a gota manteniendo el proceso de elaboración que Jasper Newton, más conocido como ‘Mr. Jack’, ideó con tanta precisión hace más de 150 años en la pequeña localidad estadounidense de Lynchburg.

«Lynchburg es una localidad de apenas 600 personas, por lo que no hay mucha variedad de cosas que hacer. Pero somos realmente buenos en una de ellas: hacemos el mejor whiskey del mundo», señala. Lo de Chris Fletcher con Jack Daniel’s es una unión que se ha forjado desde su tierna infancia, pues es nieto de Frank Bobo, el que fue el quinto maestro destilador del icónico whiskey.

Crecer entre barricas de roble americano, recorriendo los almacenes y pisos de la conocida destilería en Lynchburg, bajo la atenta mirada de su abuelo, le han marcado y le han inspirado para seguir sus pasos.

«Hoy, mi abuelo tiene 89 años y aún conserva un recuerdo muy nítido de su trabajo en la destilería. Puede rememorar detalles increíbles de sus años allí. Es una fuente de sabiduría de valor incalculable para mí», comenta Fletcher.

Después de completar sus estudios de Química, Chris Fletcher volvió sobre sus pasos a la destilería de Jack Daniel’s como guía turístico en 2001 y, a continuación, amplió sus conocimientos en cuanto a producción se refiere, incluyendo procesos de fermentación, destilado y maduración.

A día de hoy, continúa perfilando y perfeccionando sus conocimientos de la mano de Jeff Arnett, actual maestro destilador. «Intento aprender algo nuevo a diario. La oportunidad de trabajar con Jeff es fantástica y nuestro equipo en Lynchburg es el mejor del mundo. Ello me permite, cada día, crecer como destilador de whiskey», afirma.

- Publicidad -