Los vehículos comerciales ligeros de Nissan (LCV) están diseñados para adaptarse a una gran variedad de usos y sectores ya que todos los modelos ofrecen espacios de carga, un entorno de cabina confortable y adecuado para pasar muchas horas al volante, cuentan con las últimas prestaciones tecnológicas, y un bajo coste de propiedad. La principal característica de estas furgonetas Nissan es la versatilidad ya que pueden convertirse en caravanas para acampada, vehículos para el transporte de productos refrigerados, volquetes o unidades de radiodifusión multimedia.

Además, la calidad de estos vehículos está avalada por la póliza paneuropea del fabricante de cinco años o 160.000 km.

Tres modelos para trabajar

El modelo más pequeño de Nissan es la NV20o, un vehículo compacto que refleja la combinación perfecta de espacio, versatilidad, prestaciones, tecnología y valor.

La NV300 es el último modelo en incorporarse a este segmento. Su diseño ofrece a los profesionales un entorno de ‘oficina móvil’ que brinda un alto confort a los pasajeros y al conductor prestaciones propias de un turismo. Está disponible en furgón, furgón de 6 plazas, combi y plataforma.

Por otro lado, la NV400 es uno de los modelos favoritos en el mercado de las furgonetas pesadas gracias a su versatilidad. Se trata de un vehículo muy eficiente, que se adapta a las demandas de los usuarios que buscan una furgoneta de trabajo práctica con un coste de propiedad reducido.

- Publicidad -