Inicio Etiquetas Materiales

Etiqueta: Materiales

Espíritu navideño en casa

­La única fecha del año en la que la decoración de la casa cambia durante unas semanas es la Navidad. No hace falta colocar un árbol para imbuirnos del espíritu navideño, bastan sencillos adornos o composiciones estratégicamente colocadas para recrear el ambiente.

En este línea, Blas Hernández Galindo, propietario de Cocoq, apunta que «la tendencia es distribuir pequeños detalles en todas las estancias. Ya casi no se llevan los tradicionales belenes o árboles. Nuestro decorador recomienda centrase en un aparador, una estantería, una mesa o, incluso, un rincón. Para ello quedan muy bien las composiciones de bolas o rellenar un jarrón que ya tengamos con objetos navideños».

El color plata es una apuesta clásica segura. JVB

Pero antes de entrar, lo primero que vemos es la puerta principal. Así que nada mejor para una bienvenida navideña que colgar en el dintel una corona de ramas, flores, bolas de papel o lazos.

Si la casa cuenta con una chimenea, una apuesta segura son las cenefas de hojas naturales, flores de pascua, grupos de piñas y los tradicionales calcetines para colocar los regalos.

Respecto a los objetos típicos de la Navidad, Blas Hernández explica que«este año lo más visto son las bolas con texturas, relieves, escamas o brillos, también se llevan las ramas de corales y las conchas doradas y plateadas». Y en cuanto a los tonos, parece que la alegría ha vuelto a las casas y con ella el derroche de color, donde la mezcla de tonos brillantes como el turquesa, rojo cereza, amarillo canario, mandarina, lima o azul brillante, inspirados en el pop y en las luces de neón, es un apuesta segura. Este estilo kitsch es la tendencia que sobresale en 2016.

los estilos escandinavo y natural se han impuesto en los últimos años

A quienes les guste algo menos estridente, también está de moda el estilo escandinavo, que refleja el frío del invierno del norte de Europa. Complementos blancos, de madera clara, materiales traslúcidos y metálicos son ideales para dar la sensación de nieve.
Fuera de estos dos estilos antagónicos, uno de los que lleva temporadas imponiéndose es el rústico. La idea es utilizar materiales simples para recrear la naturaleza.

Y si se trata de contraponer, alejado de lo campestre, el estilo maximalista es uno de los reyes de la Navidad. Basta con imaginar los grandes palacios del clasicismo europeo para imitar esta tendencia. El lujo palaciego combina tejidos brocados, terciopelos y telas metálicas con adornos donde el dorado y el negro son los centros de atención. Incluso el brillo de las piedras preciosas se cuela en este estilo.

Las tendencias son una idea, pero lo fundamental a la hora de vestir una casa de Navidad es que refleje la personalidad de quienes viven en ella.

Nada como el calor del hogar

0

Con la llegada del frío apetece entrar en casa y encontrarse con un ambiente cálido y confortable. Nada mejor que abrir la puerta y notar que una sensación de calor nos invade.
Los decoradores y las industrias de muebles, textiles y materiales lo saben y no dudan en lanzar al mercado colecciones de invierno. Aunque es prácticamente imposible cambiar la decoración de una vivienda con la llegada de cada estación, sí se puede conseguir el efecto calor con algunos toques decorativos.

El color es fundamental, así durante los meses con menos horas de sol, los tonos vivos, junto con el clasicismo del gris, son una buena opción. Este año arrasan los inspirados en la naturaleza como los verdes y los marrones y sigue estando de moda el color estrella del año pasado, el marsala o color vino.

Suele dar buen resultado combinar colores sólidos con estampados florales o lineales, y si se elige algo más clásico, los dibujos geométricos son de gran ayuda para unificar diferentes espacios. Además, otros trucos para contribuir a lograr un ambiente acogedor pueden ser cambiar las colchas, y los cojines por otros con telas menos livianas que las del verano.

Los decoradores y las industrias de muebles y textiles lanzan colecciones de temporada

No podemos olvidar las alfombras, uno de los complementos invernales de toda la vida. Tienen tantos adeptos como detractores, aunque bien empleadas dan calidez a un espacio y aportan un toque de personalidad. Existen tantos diseños como la imaginación nos permita alcanzar, e incluso, algunas fábricas se han apuntado a la tendencia DIY («Do it yourself»), que ofrece al cliente la posibilidad de diseñar su propia alfombra a medida. Además de jugar con el diseño, una misma pieza admite también texturas diferentes, como combinaciones de pelo alto y corto.

Pero la sensación de calor no es suficiente para no pasar frío. Sólo los distintos sistemas de calefacción calientan la casa de verdad.

Hay que tener en cuenta dónde esté ubicada la vivienda, la orientación, el aislamiento, la humedad y las fuentes de energía cercanas, para elegir uno u otro método para producir calor.

El suelo y el techo radiante aportan la temperatura ideal a cualquier estancia y, además, no se ve

El más antiguo y tradicional es el que ofrece una chimenea de leña. Disfrutar de la visión de troncos ardiendo y de la temperatura que desprende es hoy en día un lujo, ya que no todas las viviendas tienen las condiciones para contar con un hogar. Aunque también puede llegar a ser un inconveniente por las cenizas y el mantenimiento que requieren. De todas formas, es posible contar con algo parecido al fuego gracias a las chimeneas de bioetanol y a las eléctricas con generación de vapor. Las biochimeneas no requieren instalación pero tienen escaso poder calorífico, por lo que se aconsejan como complemento de la calefacción principal. De hecho, no son chimeneas porque no tienen llama, solo una imagen muy realista. Para dar más verosimilitud, algunas están equipadas con vaporización de agua, que desprende una especie de volutas de humo.

Al margen de la chimeneas de toda la vida o las simuladas, los radiadores alimentados por calderas de gas suelen ser la opción más habitual. Actualmente, los fabricantes de radiadores adaptan sus productos a los nuevos entornos y decoraciones. El reto es integrase en el interiorismo sin que se note. Así que espacios reducidos, paredes curvadas, cuartos de baño o columnas, lejos de ser inconvenientes son retos para el diseño, tanto que algunos radiadores parecen televisores planos, o incluso, verdaderas obras de arte. Otra de las tendencias más demandas en los últimos años es el suelo o el techo radiante. Se trata de un sistema de baja temperatura que consigue ahorrar energía y en la factura. Si además se instala una bomba de calor se puede transformar el suelo radiante en uno refrescante para los calurosos días de verano. Y lo más importante, no se ve.

Detalles que crean estilo

La vivienda es un espacio en constante movimiento. Con el tiempo las modas pasan, las necesidades cambian y los gustos varían, por lo que el deseo de modificar la estética del hogar puede aparecer en muchas ocasiones a lo largo de los años. Por ello, los profesionales recomiendan no partir de estridencias ni ceñirse a las modas del momento a la hora de diseñar el hogar, al menos no al escoger los muebles que nos acompañarán durante una larga temporada. ¿Y los complementos? En ellos, precisamente, está la oportunidad. Rienda suelta a la imaginación.

Los tonos blancos o las maderas naturales suelen ser una apuesta segura para la elección de los muebles de cualquier estancia del hogar. Conseguir un espacio agradable y confortable parte de huir de una frialdad que se supera con elementos naturales: desde la madera hasta la piedra, pasando por cuidados tejidos para cojines, alfombras o sillones.
¿La meta? Conseguir una armonía entre todos los elementos, enlazando la funcionalidad de la vivienda (este es el objetivo final de todo buen diseño del hogar) con los gustos y apetencias de quienes viven en ella.

Uno de los escaparates más interesantes para conocer nuevas tendencias y proyectos innovadores de arquitectos, interioristas, decoradores y otros profesionales del sector es la edición anual de Casa Decor Madrid, una gran plataforma que da visibilidad a marcas y productos del sector en una gran exposición que, cada año, se realiza en un edificio histórico diferente. En su última cita, entre mayo y junio, la Casa Palacio Atocha fue el escenario de todo un despliegue de imaginación en 60 espacios diferenciados.

La armonía entre los elementos es la meta de todo diseño interior, partiendo de la funcionalidad

Si algo ha quedado al descubierto en esta edición de Casa Decor Madrid es que cualquier rincón de la vivienda (o negocio) puede convertirse en un espacio dedicado al arte. María Antonia Maldonado, en ‘La bella Altisidora’, concibe la cocina como «centro del hogar»: «A su alrededor ocurren muchas cosas». Las líneas puras y colores neutros dan amplitud y serenidad al espacio, «aderezado todo con el concepto de cocina-galería de arte».

La apuesta de Guille García-Hoz en su ‘Wabi Samsung kitchen’ de Casa Decor parte del wabi-sabi, un término estético japonés que describe objetos o ambientes caracterizados «por su simplicidad rústica». Las raíces están presentes en el diseño de esta cocina, que sabe a tradición sin olvidar la efectividad de los electrodomésticos más modernos y eficientes. «El contraste de las líneas rectas y perfectas de los nuevos frigoríficos y las nuevas lavadoras AddWash encaja a la perfección con la suavidad de lo viejo, imperfecto, entrañable y acogedor», define su creador. Y es que la búsqueda de esa calidez es esencial también en esta parte de la vivienda que ha sido la gran olvidada en cuanto a diseño durante décadas.

No todo el mundo puede tener un vestidor como ‘La magia del color’ que propone Miriam Alía Mateo en Casa Decor Madrid, pero los detalles que propone pueden ser grandes ideas para aplicar a algún rincón especial del hogar al que queramos dar un aire muy moderno y creativo. «En este vestidor se aprecia la importancia de los detalles, un suelo revestido de moqueta que crea un ambiente acogedor, superposición de volúmenes en laca y diferentes colores, un toque surrealista para hacerte sentir que estás en un espacio único, una pared forrada con papel pintado de diamantes, otra pintada con formas geométricas mezcladas con cinta de latón, una luz de neón, los destellos de unas lentejuelas… Sin duda, una mezcla explosiva, donde todo convive sin pelear y mantiene una esencia sofisticada y femenina para crear un espacio único y diferente», resume la creadora.

Casa Decor Madrid 2016 es un escaparate perfecto para descubrir las tendencias en decoración e interiorismo.

El detallismo, el aprecio por los materiales nobles y la nostalgia son claves en el Espacio Embajada de Portugal que Pepe Leal creó especialmente para Casa Decor. «La rica tradición artesana portuguesa se conjuga con el diseño moderno de su industria para inspirar este proyecto». El decorador Pepe Leal juega con materiales como el azulejo, el corcho o el mármol rosa portugués para reflejar toda la industria y el mobiliario que se está desarrollando actualmente en el país vecino. Un estilo aplicado a diferentes espacios con ideas ornamentales y prácticas para conseguir espacios únicos.

Los materiales nobles son también protagonistas en ‘Delirio y Aplomo’, donde la decoradora crea «un espacio marcado por el contraste, que busca su singular ritmo visual». Elegancia, atemporalidad y confort llegan con las maderas, lanas, metales y piedra. «Materiales que coexisten entre líneas y masas, arcos y planos. Colores que se oponen, texturas que se complementan». Un espacio que resulta de la búsqueda de la armonía a través de opuestos.
Quienes quieran dar una pincelada de color y alegría a alguna estancia de su vivienda pueden inspirarse en el proyecto presentado por Nélida Cedrés ‘El retablo de las maravillas’.

«Recuperando el espíritu de los bazares, el estudio Bazaar Deco crea espacios llenos de color, con un estilo ecléctico, al que incorpora piezas realizadas de forma artesanal. Influidos por el sol, el mar y su situación geográfica, sus proyectos juegan con elementos decorativos propios de África y Sudamérica. Mezclar patrones, texturas y colores es su seña de identidad. Los espacios rebosan personalidad, son alegres y luminosos. Espacios en los que se encuentran pequeñas maravillas».

TUBAGUA – BRICOFER | Innovación y calidad

0

Tubagua es un gran centro de bricolaje que continúa innovando tanto en su sección para profesionales como para particulares. Ferretería, fontanería, electricidad, corte de madera y pintura son sus secciones tradicionales. Recientemente se ha sumado un área especializada en materiales de construcción con materiales como cemento, mortero, hormigón, cemento cola, etc., así como revestimientos y gres porcelánico de la prestigiosa casa Cifre.

Los profesionales de la restauración también pueden encontrar una amplísima selección de menaje para sus hoteles y restaurantes. Tubagua también cuenta con una amplia gama de muebles para vivienda y jardín y multitud de artículos de menaje, cocina, baño y electrodomésticos de Euronics

- Publicidad -