Inicio Etiquetas Medio Ambiente

Etiqueta: Medio Ambiente

Las navidades más ecológicas con Herbusa y la Peña Deportiva de Santa Eulària

0

Esta Navidad, la Peña Deportiva Santa Eulària se ha convertido en el mejor equipo, tanto en el campo como en casa, gracias a su empeño por concienciar y potenciar los buenos hábitos del reciclaje en Ibiza.

Todas las categorías de este equipo de fútbol tienen claro qué regalar en Navidad a los que más quieren, y nos proponen hacerles presentes útiles y respetuosos con el medio ambiente, que transformen la magia de la Navidad en un auténtico amanecer de posibilidades para un 2020 optimista. Un futuro lleno de oportunidades y de esperanza que arranca con esta campaña ideada por Herbusa y por el Ayuntamiento de Santa Eulària des Riu en la que nos recuerdan que en estas fechas generamos más residuos y que es imprescindible que nos concienciemos sobre la necesidad de desecharlos en los contenedores habilitados para ello.

Una de las imágenes de la campaña de la Peña Deportiva de Santa Eulària.

A través de anuncios, vídeos o carteles en castellano y en catalán, los jugadores de los equipos de infantil, benjamín y tercera división se han unido para difundir la filosofía de una iniciativa que no solo busca compartir los valores de la deportividad y del trabajo en equipo, sino también del respeto con el entorno, del reciclaje responsable y consciente.

El partido más importante

«Este es el partido más importante de nuestras vidas: ¡chuta casa residuo a su contenedor!». Como buenos deportistas, los futbolistas de la Peña nos enseñan a chutar los envases de plástico a su contenedor, a modo de reciclaje; nos muestran sus habilidades para jugar con una pelota hecha con papel de periódico, con el fin de que aprendamos a reutilizar los residuos; y se unen en el mejor partido de su vida con la intención de reducir.

Un deportista de la Peña jugando con un balón de papel.

Un ejemplo de lo fácil que es aplicar la teoría de las tres ‘r’, no solo en el campo de fútbol, sino también en casa, en el día a día y con el planeta en el que vivimos, para acercarnos a una isla y a un mundo más respetuosos con el medio ambiente.

Nueva vida para los objetos

Esta Navidad, los jugadores de todas las edades y categorías de la Peña Deportiva invitan a los ciudadanos de la isla a depositar cada residuo en su contenedor correspondiente, con la intención de eliminar los plásticos y residuos de un solo uso y trasmitir la forma correcta de reducir, de reutilizar y de reciclarlos para que cobren una «segunda vida».

Dónde y cómo se depositan dichos desechos, una vez reciclados, y qué nuevos usos se les dan, es la nueva motivación que despierta a estos deportistas profesionales. ¿Te imaginas cómo sería regalar ese libro que ya no lees o ‘customizar’ esa chaqueta vaquera que ya no te gusta y regalársela a tu hermana? ¿Te has planteado actualizar tus cuadros y darle un nuevo look a tu hogar?

Deporte y medio ambiente, unidos por el futuro.

«Apostemos por unas Navidades realmente verdes, auténticas, llenas de amor y de buenos propósitos», detallan los representantes de esta campaña, quienes aseguran que «entre enero y septiembre de 2019 se generaron 23.950 toneladas de residuos solo en Santa Eulària, 720 menos que en el mismo periodo del año anterior, de los cuales acabaron en el vertedero 18.750 toneladas, 1.000 menos que en 2018». Datos muy positivos que coinciden con las acciones de difusión efectuadas desde el Ayuntamiento para informar y controlar la producción de residuos de los grandes productores.

De este modo, se evita que una de cada cinco toneladas acabe en el vertedero y esto ahorra un espacio que, como señalan desde el Ayuntamiento, «en una isla es muy valioso y ya está dando sus frutos». En total son 5.190 las toneladas de residuos separados y tratados, lo que supone un 6,6 por ciento más que en 2018.

Banco Sabadell reduce en 15 toneladas el uso de papel en dos años

0

Banco Sabadell disminuyó en 15 toneladas el uso de papel entre 2016 y 2018. Hoy, el 100% de residuos de papel que generan todas las instalaciones de la entidad en España se destinan a procesos de reciclaje. Una prueba del compromiso del banco con el medio ambiente.

​En paralelo a este descenso, se ha incrementado el empleo de papel reciclado, de producción sin cloro FSC y con certificación Ángel Azul y Etiqueta Ecológica Europea. Si en 2017 su consumo en oficinas y centros corporativos solo representaba el 9%, en 2018 este porcentaje se elevó hasta el 52%.
Por consiguiente, más de la mitad del papel que se utiliza es reciclado y el 100% de residuos de papel que genera al banco se destinan a gestores autorizados en reciclaje.

La Dirección de Servicios Generales está impulsando este proceso de cambio con el fin de que toda la plantilla ejerza el consumo responsable.

Medidas clave

Los motivos de la disminución en el uso del papel son fruto de la aplicación de un conjunto de medidas como el desarrollo del servicio de 24 horas para clientes a través de canales remotos y plataformas digitales; el empleo de tabletas y sistemas digitales en oficinas que permiten la captura de la firma del cliente y suprimen el uso de papeles preimpresos, y que todas las impresoras de la entidad imprimen por defecto a doble cara, entre otras soluciones.

El 100% de los residuos de papel que genera la entidad se destina a procesos de reciclaje. Foto: Shutterstock

Por otro lado, los centros corporativos y oficinas de Banco Sabadell cuentan con sistemas de recogida selectiva de envases, materia orgánica y pilas. Asimismo, la entidad efectúa con Ricoh y con el programa HP Planet Partners la recogida y reutilización de tóneres usados y gestiona sus residuos tecnológicos a través de gestores autorizados.

La entidad, comprometida con la sostenibilidad

Banco Sabadell se convirtió en septiembre en uno de los signatarios fundadores de los principios de banca responsable de la ONU. Además, Banco Sabadell también ha firmado los Principles for Responsible Investment, los Principios de Ecuador y publica información siguiendo los estándares internacionales de GRI’s Sustainability Reporting Standards, entre otros.

A nivel institucional, Banco Sabadell forma parte de diversas iniciativas, tanto nacionales como internacionales, tales como el Comité de Sostenibilidad de la AEB, Barcelona Centro Financiero Europeo (que a su vez está incluido en International Network of Financial Center for Sustainability).

Además, el banco adapta el negocio y los equipos a este nuevo vector, el de la economía sostenible, buscando soluciones para los clientes, productos de ahorro, mecanismo de inversión, etc.

La alternativa ecológica a las botellas de plástico de un solo uso en Ibiza

0

Agua NEA presenta a los empresarios de Ibiza la alternativa ideal a las botellas de plástico de un solo uso. Se trata de un agua mineral envasada en aluminio, un material «infinitamente reciclable» que no perjudica el medio ambiente. «De una lata sale otra lata», explica Alex Dakov, uno de…

Ir al artículo original

Ca Na Negreta, S.A., una empresa comprometida con el medio ambiente en Ibiza

0

Un firme compromiso con el medio ambiente impera en Ca Na Negreta, S.A., una empresa con historia en Ibiza que gestiona de forma integral todo tipo de residuos. Los talleres de la isla tienen en esta entidad un apoyo constante para realizar una correcta gestión de todos los residuos que puedan…

Ir al artículo original

Restauración forestal con premio

Endesa es la primera empresa del sector energético español que ha conseguido el triple sello ‘Calculo+Reduzco+Compenso’ por el registro de su Huella de Carbono.

Estos sellos, concedidos por la Oficina Española de Cambio Climático del Ministerio de Transición Ecológica, distinguen a aquellas organizaciones que no solo calculan sus emisiones de gases de efecto invernadero, sino que cuentan también con un plan para su reducción y compensación.

Compromiso y esfuerzo de Endesa

Tras haber obtenido en años anteriores los sellos ‘Calculo’ y ‘Reduzco’, Endesa ha recibido también, para su Huella de Carbono de 2017, el sello ‘Compenso’. Este reconocimiento le ha sido otorgado por su compromiso y esfuerzo a la hora de no solo calcular su huella de carbono, sino por ir más allá y compensarla a través de la iniciativa ‘Bosque Endesa’, cuyo objetivo es la restauración forestal de espacios degradados o incendiados mediante la implantación en ellos de especies autóctonas y resilientes.

Desde 2013

Endesa tiene registrada su huella de carbono desde 2013 y ha demostrado una senda de reducción de sus emisiones, según los criterios establecidos por la Oficina Española de Cambio Climático. Desde el registro de la Huella de 2016, tiene activado los sellos ‘Calculo’ y ‘Reduzco’. Ahora, con el registro de la huella de carbono de 2017, ha sido reconocida con el sello ‘Compenso’, ya que la iniciativa ‘Bosque Endesa’ permite compensar las emisiones asociadas a los consumos de gasoil de los grupos electrógenos de las centrales hidráulicas de la empresa.

Endesa es la primera empresa del sector energético español que ha obtenido esos tres sellos del registro de la Huella de Carbono. Actualmente, 14 empresas españolas disponen del triple sello, pero ninguna otra pertenece al sector energético.

Detalles del registro

El Registro de Huella de Carbono del Ministerio es un registro oficial del Ministerio de Transición Ecológica, a través de la Oficina Española de Cambio Climático (OECC), en el que las empresas pueden inscribirse de forma voluntaria, que consta de tres secciones: sección de huella de carbono y de compromisos de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero; sección de proyectos de absorción de CO2, y sección de compensación de huella de carbono.

Este registro permite a las empresas conseguir un sello que refleja los esfuerzos que desarrollan para luchar contra el cambio climático.

El sello contempla tres fases en la estrategia de reducción de la huella de carbono: Calculo, Reduzco y Compenso.

Una ciudad a dos ruedas

0

En el paraíso de las bicicletas es fácil desplazarse de forma segura, rápida y sin problemas por cualquier ciudad. Holanda es el país soñado por los ciclistas por el respeto, civismo y protección de su ciudadanía a la figura del ciclista, emblema y orgullo de una población de 17 millones de habitantes, del tamaño de Andalucía, que tiene 18 millones de bicicletas y donde la cultura ciclista está tan arraigada como medio natural y ecológico de transporte que hasta tiene su propia embajada, Dutch Cycling Embassy. Sin duda, no hay nada mejor que visitar Amsterdam en bicicleta.

Calle peatonal y carril bici que atraviesa los canales de Amsterdam. fotos: Juan Suárez y Jeannette van breda
Calle peatonal y carril bici que atraviesa los canales de Amsterdam. fotos: Juan Suárez y Jeannette van breda

Las vías y carriles bicis son anchos, bien situados y pavimentados, tienen sus propios semáforos, señales y códigos circulatorios y se extienden por todo el país lo que permite recorrerlo de punta a punta a dos ruedas sin tener que cruzar carreteras o calles con tráfico denso.

Los carriles bicis están diseñados, preparados y separados del tráfico rodado y tienen preferencia para circular, disfrutar de un paseo, acudir al trabajo, hacer la compra, atravesar un bosque, llevar los niños al colegio, hacer deporte, ir de pueblo en pueblo, entre ciudades cercanas o realizar cualquier tipo de desplazamiento, incluso con niños o animales.

LAS VÍAS Y LOS ‘CARRILES BICIS’ SON AMPLIOS, SEGUROS Y SEPARADOS DEL TRÁFICO DENSO O RODADO

Por esto la bicicleta (fiets) es el medio de transporte favorito de los habitantes de Amsterdam y otras ciudades holandesas como Delft, pionera en el desarrollo de la ‘ciudad bici’. La capital de los canales del norte de Europa cuenta con 800.000 bicicletas (263.000 coches), de las cuáles se calcula que circulan unas 400.000 a diario por esta urbe ecológica que cuenta con dos hermosos parques, Vondelpark y Amsterdamse Bos donde los niños pueden pedalear y jugar como en el jardín de su casa gracias a sus estructura viaria, accesos por diferentes puntos y espacios exclusivos para juegos.

Aparcamiento para ‘bicis’ en un canal.
Aparcamiento para ‘bicis’ en un canal.

El 32% de los desplazamientos se hacen en bicicleta y en el centro de la ciudad alcanza el 48%; el 22% en coche y el 16% en transporte público. Esta estadística da una idea de la importancia de este medio de locomoción. Solo la ciudad de Amsterdam cuenta con 15.000 kilómetros de carriles bicis que recorren la ciudad y dispone, además, de una magnífica guía de rutas para conocer cualquier barrio o rincón, sus alrededores o pintorescos pueblos en sus alrededores como Duivendretch, Amstelveen, Buitenverdorp o Oudekerk.

El aparcamiento tampoco es un problema ya que hay gigantescos parkings para bicis cerca de la estación central de trenes y autobuses. En los alrededores de Central Station hay plazas para más de 10.000 bicicletas.

EN LA CAPITAL DE HOLANDA CIRCULAN 400.000 ‘BICIS’ A DIARIO POR CANALES, CALLES Y RUTAS TURÍSTICAS

En la capital mundial de las bicis se pueden alquilar todo tipo de bicicletas: a dos ruedas, tanden para tres o cuatro pasajeros, las denominadas bacfiets para transporta niños o bebés con un cajón acoplado en la parte delantera, tuktukfiets (bicicletas con conductor que imitan los triciclos de Tailandia y se pueden alquilar en cualquier lugar transitado del centro) o modernas bicis eléctricas.

La bicicleta es un medio de locomoción que se adapta a las necesidades de sus conductores y pasajeros, se puede ver gente paseando el perro, transportando grandes objetos o realizando servicios de mensajería y transporte.

EN AMSTERDAM SE PUEDE ALQUILAR CUALQUIER TIPO DE MODELO DE BICICLETA POR 12 EUROS AL DÍA

Los ciclistas pueden pedalear por los lugares más emblemáticos de la ciudad.
Los ciclistas pueden pedalear por los lugares más emblemáticos de la ciudad.

Los turistas puede sumarse a este mundo mágico y divertido de las dos ruedas que viven y disfrutan los amsterdammers, alquilando una bici clásica o moderna por 12 euros al día con candado especial para que no te la roben, uno de los pocos problemas que tiene esta forma de descubrir la ciudad en cualquier época del año.

Ecodiseño para reducir el impacto ambiental de los envases

0

El 80% del impacto ambiental de los envases se produce en su fase de diseño, y es en este punto del proceso donde las compañías han dado grandes pasos en su camino hacia la economía circular. Según los datos del VI Plan Empresarial de Prevención (2015-2017) de Ecoembes, la organización medioambiental sin ánimo de lucro que promueve la economía circular a través del reciclaje de los envases en España, el ecodiseño ha reducido la utilización de 40 toneladas de materias primas en la fabricación de envases en Baleares.

A lo largo de estos dos años, las 21 compañías que han participado, de las cuales un 81% son pymes, han puesto en marcha 34 medidas dirigidas principalmente a la reducción del peso de los envases (50%), pero también enfocadas al rediseño (23%) y al reciclaje (14%), entre otros.

Envases más respetuosos con el entorno.

Desde que Ecoembes comenzara con sus Planes de Prevención en 1999, el peso de los envases en Baleares ha disminuido un 21,5%, algo por encima de la media nacional, que sitúa esta tendencia en el 17,9%. Así, en el conjunto del país, las botellas PET de 1,5L son actualmente un 18% más ligeras, los botes HDPE de 100ml de los yogures, un 21%, mientras que las latas de aluminio de 330ml de bebidas refrescantes, un 18%.

«Los resultados del VI Plan Empresarial de Prevención (2015-2017) son un fiel reflejo de lo que representa en nuestro país los principios de economía circular y, en concreto, la apuesta por la reducción y la prevención de residuos. El mayor impacto ambiental de un envase se da en su fase de diseño, de ahí que sea tan importante el compromiso de las empresas en esta materia. Un esfuerzo que contribuye al cuidado del medio ambiente y en la lucha contra el cambio climático, pero también como medida de transformación social», ha asegurado Óscar Martín, consejero delegado de Ecoembes.

El total de 6.451 medidas implantadas en España durante el VI Plan Empresarial de Prevención (2015-2017) de Ecoembes ha evitado la emisión de 152.421 toneladas de CO2 a la atmósfera.

Beneficios ambientales en 2016

En 2016, se reciclaron más de 1,3 millones de toneladas de envases ligeros y envases de cartón y papel en todo el territorio nacional, alcanzando una tasa de reciclado de 76%. Gracias a este porcentaje, se obtuvieron numerosos beneficios ambientales, como evitar la emisión de 1 millones de toneladas de CO2 a la atmósfera o ahorrar 7 millones de MWh, es decir, el equivalente al consumo eléctrico anual de más de 700.000 hogares españoles. Asimismo, se ahorraron 20,1 millones de metros cúbicos de agua.

Cambio de mentalidad para devolver la vida al mar

0

Cada año llegan a los mares y océanos del planeta cerca de 10 millones de toneladas de basura, generando un grave problema ambiental a nivel global. Solo el 20% de los residuos marinos son resultado de actividades que se realizan en el mar, mientras el 80% tienen su origen en la tierra. Una de las consecuencias de todo ello es que más de un millón de aves marinas y 100.000 mamíferos marinos y tortugas mueren cada año por enredo o ingestión de estos residuos, principalmente plásticos. Una realidad que es imprescindible cambiar: desde la acción individual hacia la colectiva.

«Todos debemos pararnos a pensar para detectar qué hacemos mal o regular en nuestro día a día y mejorarlo», propone el biólogo Manu San Félix. Él conoce bien la realidad submarina de las Pitiusas (realiza inmersiones casi a diario desde hace más de 25 años), y reclama un cambio de mentalidad general para recuperar la biodiversidad que se ha perdido en las últimas décadas.

El primer paso hacia un mar más ‘sano’ es la correcta gestión de las basuras en los hogares: desde la separación de los residuos hasta el correcto uso del inodoro (jamás hay que tirar por el váter bastoncillos, toallitas, compresas y otros elementos que pueden acabar en el mar), pasando por la regla de la ‘triple R’: reduce, reutiliza y recicla.

«Reciclar en unas islas como las nuestras es fundamental», recalca el biólogo, que lamenta el grave problema de la presencia de plástico en el mar, especialmente los microplásticos que, por ejemplo, se encuentran en los peces que después comemos. Una realidad verificada por estudios científicos.

Los vertidos de aguas residuales urbanas insuficientemente depuradas son otra de las claves de la contaminación marina. «Las instalaciones de depuración de aguas deberían ser actuales, y son las mismas desde hace más de 25 años —lamenta el biólogo—. Los vertidos de fecales son continuos, lo veo cada día».

Responsabilidad en los fondeos

Por otro lado, está el tema de los fondeos. «Si tienes un barco, no fondees donde hay posidonia», recuerda Manu San Félix, quien asegura que hace mucho tiempo que no usa el ancla en su barco.

«Hace 25 años, cuando llegué a las islas, estaba solo en esta ‘lucha’ por el fondeo responsable. La gente discutía una realidad que hoy en día ya sabe todo el mundo», afirma. De hecho, en las Pitiüses están surgiendo iniciativas individuales y colectivas de voluntarios que informan a los patrones de barcos fondeados en torno a las Pitiüses sobre la importancia de la posidonia, o campañas extraoficiales para limpiar el litoral de Ibiza y Formentera.

   DECÁLOGO   

¿Qué puedes hacer tú?

  1. Piensa globalmente, actúa localmente y asume tu responsabilidad. Nuestro comportamiento es fundamental para prevenir el problema de las basuras marinas.
  2. Deposita los productos higiénicos en la papelera, nunca en el WC. Los bastoncillos, toallitas, compresas y similares causan daños y averías en la red de saneamiento y pueden acabar en el mar, causando graves problemas ambientales y colmatando las redes de los pescadores.
  3. Si te gusta pescar, sé cuidadoso con tus aparejos. Si caen al mar, los animales marinos pueden quedar atrapados entre cabos y sedales o ingerir los anzuelos.
  4. Consume de manera responsable: infórmate y decide.
  5. Aplica la regla de las 3R: reduce, reutiliza y recicla. Estarás contribuyendo a minimizar las basuras marinas, que en muchas ocasiones tienen su origen en tu domicilio.
  6. Disfruta de la naturaleza con responsabilidad. No abandones tus colillas, envoltorios o cualquier otro residuo en la playa, los ríos o en el mar. ten siempre previsto el lugar y dónde vas a depositarlos.
  7. Únete a la ciencia ciudadana. Para prevenir es necesario conocer. Ser un ciudadano científíco es ayudar a conocer mejor la cantidad, tipos y zonas de acumulación de las basuras marinas.
  8. Puedes recoger algún residuo que encuentres en tus paseos por la costa o unirte a las campañas locales de limpieza.
  9. Educa a los niños y jóvenes en el respeto a la naturaleza y, con tu ejemplo, influye en tus amigos y compañeros.
  10. Cuando navegues, no tires tus residuos al agua. Recógelos y, al regresar a puerto, deposítalos donde corresponda.

Otro aspecto esencial en relación a la navegación es no verter las aguas negras al mar. «El 99% de las embarcaciones no usan las instalaciones destinadas para este fin en los puertos», denuncia el biólogo, quien no cree tanto en la vigilancia permanente de los barcos (es imposible supervisar a todos todo el tiempo) como en ese cambio de mentalidad que apuntaba anteriormente. «Cuando alguien ve que otro no lo hace correctamente, debe llamarle la atención», opina.

El problema de la sobrepesca

Pescar con sentido común es la base para la recuperación de especies que se han perdido en el Mediterráneo. En las reservas marinas de todo el mundo, excepto en las de Balears, está prohibida la pesca. «Aquí no hay prohibiciones. Por ejemplo, en la reserva de es Freus, que se creó hace 15 años, veo cómo muchas especies que antes eran frecuentes en las inmersiones han desaparecido —afirma el biólogo—. La diversidad de especies se ha reducido notablemente. Ya no veo los alevines de langosta a poca profundidad que eran abundantes, apenas hay raors en la arena, que antes eran millares, las cigalas antes frecuentes ya no se ven, han desaparecido».

También es esencial cambiar métodos de pesca, como el de arrastre, que destroza el fondo marino. Tenemos que evolucionar hacia formas de pesca menos agresivas, más selectivas. «Es curioso que una sociedad en la que todo evoluciona muchísimo en la pesca no se ha producido esa evolución —expresa Manu San Félix—. La medicina cada vez es más precisa y menos invasiva y la pesca debe seguir ese mismo camino. Pescamos muchas especies que se tiran luego muertas al mar. No tiene ningún sentido matar por matar, es algo que no nos podemos permitir y para ello debemos replantear el diseño de nuestros sistemas de pesca porque nuestros océanos se han empobrecido y agotado».

«Estoy seguro de que en unas décadas verán con asombro lo poco cuidadosos y destructivos que somos con el mundo marino. Los pescadores actuales han heredado métodos de pesca que se están quedando obsoletos, debemos evolucionar a una forma de pesca que se pueda sostener en el tiempo. Cuando hablo con un viejo pescador y me dice lo que se pescaba en Baleares hace 50 años es para llevarse las manos a la cabeza. Asusta lo mucho que hemos perdido», expresa San Félix, quien asegura que esto no es una crítica a los pescadores, sino al pensamiento y formas de actuar globales.
Los aficionados a la pesca también deben tomar nota: deben pescar con moderación, porque al final todo va sumando. «La idea del mar infinito ha acabado. Ahora toca actuar».

El horizonte de 2030

Manu San Félix estrenará en junio de 2018, de la mano de National Geographic, el documental ‘2030, hemos cambiado’. En principio, el lanzamiento en televisión está previsto para el Día Mundial de los Océanos. El largometraje plantea precisamente las consecuencias positivas que traerá ese cambio de mentalidad que estamos obligados a desarrollar. Presenta una Formentera de aguas limpias, sin anclas, que han recuperado la biodiversidad perdida en los últimos 50 años. «Estoy convencido de que, en muy pocos años, se producirá un cambio muy grande».

Consejos para unas vacaciones sostenibles

Al comenzar las vacaciones, muchas personas parecen olvidar que su compromiso con el medio ambiente debe continuar, vayan a donde vayan. Ecoembes, la organización medioambiental sin ánimo de lucro que promueve la economía circular a través del reciclaje de los envases, recuerda que durante estos días de diversión, desconexión y descanso también es importante cuidar de nuestro entorno. Por ello, ha preparado una serie de recomendaciones para que los ciudadanos disfruten de unas vacaciones sostenibles, y para que, entre todos, continuemos cuidando del medio ambiente durante el periodo estival.

Para los más aventureros

Cada vez son más las personas que, lejos de buscar momentos de relax, aprovechan las ansiadas vacaciones veraniegas para hacer travesías por la naturaleza, realizar rutas por sendas con una mountain bike o viajar con la intención de buscar las mejores olas.

Si lo que realmente te gusta es visitar parques nacionales y naturales, pon atención a las normas y respétalas. Tu colaboración es muy importante, ya que se trata de zonas que albergan especies autóctonas y endémicas que sin la protección adecuada podrían estar en peligro. Procura que la única huella que dejes sea la de tus zapatos.

En general, recuerda no bajar la guardia con el cuidado del medio ambiente en ningún espacio natural. Ya sea realizando largos recorridos en bicicleta o simplemente realizando senderismo, ten muy presente que España es uno de los países más afectados por los incendios forestales y que la mayor parte de ellos son ocasionados por el ser humano.

Evita fumar y no arrojes colillas, cerillas o cualquier otro material combustible susceptible de prender. Pueden dar lugar a un incendio incontrolado y perjudicar gravemente la biodiversidad.

Acciones de Ecoembes como ‘Camino del Reciclaje’ o ‘LIBERA, naturaleza sin basura’ nacen con el objetivo de luchar contra el abandono de residuos en entornos naturales, también conocido como littering. Si tienes pensado realizar el Camino de Santiago o actividades en entornos naturales, no arrojes tu basura en sitios inapropiados. Una simple botella de plástico tarda cientos de años en degradarse, deposítala en el contenedor amarillo y tendrá una segunda vida.

Muchas zonas turísticas sufren la escasez de agua: sé cuidadoso y no malgastes

Para los más festivaleros

Los amantes de la música en directo están de enhorabuena. El clima y su gente han hecho de España uno de los países más atractivos para acoger algunos de los festivales más importantes a nivel internacional. Además, todos los melómanos coinciden: han venido para quedarse.

Esta nueva condición y la gran oferta y demanda de este tipo de eventos ha creado un nuevo perfil de turismo de ocio: el festivalero. Personas que recorren cientos de kilómetros para escuchar a sus grupos favoritos y conocer las últimas tendencias musicales.

Si eres uno de los festivaleros que recorren cientos de kilómetros para escuchar a sus grupos favoritos recuerda que puedes viajar de forma sostenible. Opta por transportes colectivos, como el tren y el autobús, pero si decides llevar tu coche puedes buscar compañeros de viaje con los que podrás reducir el impacto ambiental del recorrido.

Si hay un elemento que engloba a la mayoría de los festivales que se realizan dentro de nuestras fronteras, sería la riqueza paisajística de sus localizaciones. Muchos de estos festivales se realizan en entornos naturales de enorme valor e, incluso, en ciudades Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Aprovecha estos eventos para seguir cuidando del entorno y concienciar a los demás la importancia de mantener los espacios limpios y libres de residuos.

Para ello, toma ejemplo de los ‘Guardianes del Reciclaje’ de Ecoembes y otorga una segunda oportunidad a los residuos. Cuando ya no vayas a utilizar tu vaso de plástico o hayas terminado el contenido de tu lata, recuerda que debes depositar estos residuos en el contenedor amarillo. Ocio y respeto por la naturaleza sí pueden ir de la mano.

Para los más urbanitas

¿Quién dijo que para disfrutar de las vacaciones estivales era necesario ir a la playa? El turismo urbano está cada vez más asentado y se ha convertido es uno de los destinos más demandados, especialmente por los jóvenes, que viajan a grandes ciudades cautivados por una gran oferta cultural, gastronómica y de ocio cada vez más marcada por las tendencias eco.
Ya sea en una terraza disfrutando de un aperitivo en el centro o eligiendo los recuerdos que llevarás a tu familia y amigos, ten en cuenta la procedencia de los productos. Apuesta por aquellos que sean de procedencia local y de comercio justo, ya que, además de fomentar la economía de la zona, son más respetuosos con el medio ambiente y los profesionales que los elaboran cuentan con buenas condiciones laborales.

El cuidado del entorno no está limitado a dentro de tus fronteras. La protección del medio ambiente es una responsabilidad de todos, sin importar el país de destino… No tires papeles ni envases al suelo, recicla allá donde vayas, respeta el paisaje que te rodea y actúa como si estuvieses en tu ciudad.

La mayoría de las ciudades tienen excelentes redes de transporte público que te permitirán conocer todos los rincones que tengas marcados en tu ruta. Además, puedes alquilar una bicicleta, que es una forma barata y sostenible de recorrer distancias cortas.

Para los más tradicionales

El turismo clásico no pasa de moda. Los municipios costeros en verano doblan e incluso triplican su población; los albergues y casas rurales situados en entornos montañosos, menos masificados y con temperaturas agradables, siguen siendo un reclamo para muchos y la nostalgia de volver al pueblo en vacaciones coincidiendo, además, con sus fiestas, marcan el calendario estival de muchos españoles.

Si vas a la playa, recuerda no dejar tirada la basura en la arena; los residuos podrían acabar en el mar. Recoge todos tus desechos y depositarlos en el contenedor adecuado cuando vuelvas a casa.Tan importante como reciclar es reducir la cantidad de basura que generes. Reutiliza las bolsas de plástico tantas veces como puedas y, cuando ya no las vayas a usar, deposítalas en el contenedor amarillo.

Muchas zonas turísticas, como son las islas, sufren la problemática de la escasez de agua. Por ello, sé cuidadoso y cierra el grifo mientras te lavas los dientes y date una ducha en vez de bañarte.

- Publicidad -