Nissan Navara OFF-ROADER AT32, creado para lo más difícil

El nuevo 4x4, fabricado en Barcelona, se adapta a los terrenos más complicados del mundo

Susana Asenjo
The Nissan Navara OFF-ROADER AT32, the most capable Navara ever

Nissan da una nueva vuelta de tuerca y saca al mercado un nuevo Navara 4×4 adaptado a los terrenos más difíciles del mundo.

El Navara Off-Roader AT32, fabricado en la planta de Nissan de Barcelona, tiene como principal elemento diferenciador la suspensión, que se ha elevado para optimizar el rendimiento y aumentar la distancia respecto al suelo, que actualmente es de 243 mm.
Las prestaciones de serie incluyen una suspensión específica que aumenta su altura en 20 mm, protección integral de los componentes clave situados bajo la carrocería y neumáticos más grandes. Esto hace que la altura total del vehículo aumente en 40 mm.

Este tipo de neumáticos mejora la tracción fuera de carretera, al tiempo que mantiene un rendimiento excelente.

El nuevo Navara puede circular sobre arena suelta o nieve.

Además, el diámetro de los neumáticos permite al conductor reducir la presión para aumentar la tracción, por ejemplo, al circular sobre arena suelta o nieve.

También, para conseguir un alto rendimiento, los extras adicionales incluyen un conducto de admisión elevado (snorkel) para mejorar la profundidad de vadeo y un diferencial delantero autoblocante.

El Navara Off-Roader AT32 está diseñado por Arctic Trucks, una afamada empresa islandesa especializada en crear vehículos 4×4. El nombre del modelo hace referencia a Arctic Trucks (AT) y el 32 representa el diámetro de los neumáticos off-road en pulgadas.
Las nuevas prestaciones complementan la oferta actual de tecnologías avanzadas del Navara. El equipamiento de serie incluye el sistema de arranque en pendiente, el sistema de control de descenso en pendiente, el sistema inteligente anti-colisión frontal y la cámara de visión 360º, entre otras.

Como curiosidad, para celebrar el lanzamiento de esta versión de Navara–y para conmemorar el Día Mundial de los Océanos 2018, que fue ayer, este vehículo participó en el reto de recoger plástico en las playas de Cornualles, en Gran Bretaña.

El Navara ayudó al equipo organizador de la iniciativa a circular por un terreno rocoso y a retirar redes de plástico profundamente enterradas en la arena.

Los extras adicionales incluyen un conducto de admisión elevado
- Publicidad -