Diez años de espíritu hippy en Platja d’en Bossa

El Mercadillo Hippy de Platja d’en Bossa cumple su décimo aniversario y se consolida como uno de los atractivos turísticos de la zona.

Mercadillo Hippy de Platja d’en Bossa
10º aniversario del Mercadillo Hippy de Platja d'en Bossa.

El Mercadillo Hippy de Platja d’en Bossa cumple este verano diez años de vida y reafirma su logro de haberse consolidado como uno de los principales atractivos turísticos de la zona. En estos momentos cuenta con alrededor de 50 puestos de venta de moda, complementos y artesanía.

El mercadillo, además de ser muy visitado por los numerosos turistas que se alojan durante sus vacaciones en Platja d’en Bossa, ha contribuido a la dinamización de las calles Ruda y Bruc. Ambas son vías que no cuentan con establecimientos comerciales, por lo que el Ayuntamiento decidió impulsar esta actividad, con el doble objetivo de dar vida a esta zona a la vez que brinda la posibilidad a los artesanos y artesanas ibicencos de exhibir y vender sus creaciones.

¿Qué se puede encontrar?
Los artesanos pueden exhibir y vender sus creaciones.
Los artesanos pueden exhibir y vender sus creaciones.

En los diferentes puestos del Mercadillo Hippy de Platja d’en Bossa se pueden encontrar artículos de moda típica ibicenca, coronas de flores para el pelo, ropa hippie para hombre y mujer, originales complementos, bolsos de piel hechos a mano, trajes de baño, preciosos objetos de decoración y mucho más.

Un cartel con la leyenda ‘Hippy market’ junto al dibujo de un típico senalló ibicenco da la bienvenida a los visitantes, que tienen la oportunidad de descubrir y disfrutar del espíritu hippy mientras deambulan por unas calles peatonales que al atardecer se llenan de colorido y magia.

El Mercadillo Hippy de Platja d’en Bossa abre sus puertas todos los días, de seis de la tarde a doce de la noche.

- Publicidad -