Inicio Etiquetas Bodegas

Etiqueta: Bodegas

JORNADAS GRASTRONOMICAS IBIZA SABOR, un viaje por la gastronomía local

Visitar ibiza en las estaciones de primavera y otoño supone disfrutar de una isla verdaderamente privilegiada. Son las estaciones perfectas para sumergirse en la gastronomía local a través de las Jornadas Ibiza Sabor, una iniciativa bianual en la que se pueden degustar recetas tradicionales de la cocina ibicenca así como reinterpretaciones de vanguardia a precios populares, en aproximadamente cuarenta establecimientos de la isla.

Y es que la gastronomía de Ibiza resume perfectamente la cultura y la historia de la isla y es hoy una herencia sumamente valiosa en la que se conjuga la devoción de los ibicencos por los productos frescos y naturales con la variedad que aporta nuestro mar y otras sorpresas inesperadas provenientes de nuestro entorno.
Se trata también de la defensa de una forma de vida saludable con productos autóctonos que maduran bajo el sol a través de la fórmula de la dieta mediterránea, la gran aliada del bienestar, la energía y la longevidad.

Ricas recetas con manjares del mar. SERGIO G. CAÑIZARES
Ricas recetas con manjares del mar. SERGIO G. CAÑIZARES

Las Jornadas Gastronómicas ofrecen la posibilidad de degustar recetas de antaño como el bullit de peix o el guisat de peix y especies tan sabrosas como la roja, el gallo de San Pedro o el mero. Joyas de la gastronomía ibicenca como la borrida de rajada y productos extraordinarios como la gamba roja de Ibiza, la langosta o las espardenyes. Delicias del mar que llegan a la mesa con cuidadas elaboraciones.

Para los que prefieren la carne, existe la opción de seguir la ruta del sofrit pagès, a base de cordero criado en libertad, pollo payés, sobrasada, butifarrón y patata roja de la tierra.
A la hora del postre, una receta medieval de queso con hierbabuena y anís como es el flaó y otros dulces tradicionales como la greixonera.

Sin duda, un viaje gastronómico alrededor de la isla poniendo en valor el trabajo de cofradías, granjas, agricultores, mercados, bodegas o productores de aceite que se completa con actividades paralelas como charlas y conferencias de la mano de chefs, visitas a las bodegas locales o catas de aceite de oliva, entre muchas otras innovadoras propuestas gastronómicas.

Porque sin el placer que la gastronomía de Ibiza proporciona al sentido del gusto, no es posible concebir la práctica de un turismo hedonista.

Bedrinks. Productos y experiencias únicas

0
Evento de Tequila Casamigos en Ibiza.
Evento de Tequila Casamigos en Ibiza.

Bedrinks es una compañía especializada en la distribución de bebidas en Ibiza y la importación de bebidas Premium en todo el territorio nacional. La empresa nace con el objetivo de ser la compañía líder de servicios para el canal Horeca en la isla. Un nuevo concepto de distribución, profesionalidad, servicio, experiencia y un amplio catálogo de productos de calidad son los secretos del éxito de Bedrinks.

Calidad y buen servicio son los pilares de Bedrinks.
Calidad y buen servicio son los pilares de Bedrinks.

La distribuidora cuenta con una extensa gama de marcas líderes en todas la categorías de bebidas que comercializa de forma oficial y/o en exclusiva. Entre las más destacadas están Coca Cola Iberian Partners, Grupo Heineken, Moët-Hennessy, Maxxium y Diageo.
Bedrinks dispone de un selecto portfolio de productos para la distribución en Ibiza: Café Saula; cerveza Isleña; vinos y bodegas nacionales como Chivite, Bodegas Riojanas o Bodegas Perica, así como una selección de vinos de diversos rincones del mundo: Chile, Argentina, Alemania o Francia.

Bedrinks dispone de un ‘showroom’ donde desarrolla presentaciones de productos, cursos de maridaje y catas

En el apartado de champagnes destacan Möet Chandon, Veuve Cliquot, Dom Perignon, Ruinart, Krug, Taittinger o Armand de Brignac mientras que en cavas dispone de toda la gama de Ninna de Nuit.

Formación continua.
Formación continua.

Los destilados son otra categoría estrella de Bedrinks. Referencias como Tanqueray, Gin Mare, Aviation, Zacapa 23, Brugal, Mount Gay, Don Papa, Jack Daniel’s, J&B, Johnnie Walker, Yamazaky, Cardhu, The Macallan, Glenmorangie, Belvedere, Cîroc, Smirnoff, Stolichnaya, Casamigos Tequila, Don Julio, Zignum Mezcal, Courvoisier o Hennessy por mencionar algunos de su portfolio.

A nivel nacional Bedrinks es el importador en exclusiva de Tequila Casamigos, una marca que representa a la perfección el carácter de la empresa.
Bedrinks dispone de un showroom donde desarrolla las presentaciones de productos, imparte cursos de formación, organiza catas y maridajes. Un espacio multifuncional y desenfadado en el que los clientes se encuentran como en casa.

Bedrinks, distribuidora de las principales marcas de bebidas del mercado.
Bedrinks, distribuidora de las principales marcas de bebidas del mercado.
El equipo de Bedrinks está formado por un grupo de profesionales jóvenes y entusiastas que buscan novedades para sus clientes

En colaboración con las marcas y socios comerciales, Bedrinks organiza de forma periódica eventos en restaurantes y locales de Ibiza para la promoción y desarrollo activo de los productos.
El equipo de Bedrinks, con más de 50 personas en plantilla, está formado por un grupo de profesionales jóvenes y entusiastas encantados de explorar nuevas categorías de producto y presentar a sus clientes las últimas novedades y tendencias del sector.

La amplia oferta de restauración y ocio de la isla, desde los establecimientos más típicos y tradicionales hasta los más sofisticados y de vanguardia, presenta las marcas distribuidas por Bedrinks, con una segmentación clara para cumplir con las expectativas y necesidades de clientes y proveedores.

Arte en forma de botella

Arte, diseño y enología están estrechando vínculos. Las bodegas se esmeran hoy en día no solo en elaborar vinos de calidad sino también en presentarlos de formas únicas, con etiquetas que engloban originalidad, diseño e incluso arte. Cada botella es un reto para los diseñadores gráficos y los profesionales de marketing, que intentan plasmar la personalidad del vino con una imagen que se encargue también de ‘vestir’ la mesa.

«Hace unos años, muchas bodegas se esmeraron en crear etiquetas muy diferentes para llegar a un público más joven», expresa Rosa Hamersma, de Vino & Co., quien agrega: «Las botellas más llamativas suelen ser de vinos que están por debajo de los 10 euros». La gran competencia que hay en este nivel obliga a las bodegas a realzar su atractivo no solo en la calidad del vino en sí, sino también en su presencia. Así, los diseñadores gráficos tienen el reto de conquistar al consumidor con formatos y etiquetas que resulten curiosos, graciosos u originales.

Los divertidos vinos ligeros de La Granja 360 son un buen ejemplo. Un cerdo, una cebra, un pavo real, un pato, una ‘gallina’, un flamenco y un ciervo ilustran las etiquetas de los diferentes vinos de esta bodega, que nació con el objetivo de «reinventar el concepto tradicional del vino».

«Este objetivo se refleja tanto en el propio vino como en el innovador diseño de sus etiquetas, que se sirven de una concepción surrealista del mundo animal para representar cada uno de los vinos», indican desde La Granja 360. El diseñador Enrique Torrijos fue quien plasmó su visión fantástica del mundo animal. «Tal y como él lo describe, pasó los veranos de su infancia en un pequeño pueblo donde solía visitar los corrales de sus vecinos, en los que con su mirada infantil descubría cerdos voladores, burros parlantes, vacas pintadas de colores llamativos y gallinas que ponían huevos de oro». Todo ha quedado reflejado en las botellas de La Granja 360.

Gastronomía y Restauración- Vino GUT OGGAU- Especiales Diario de Ibiza - 0012

La fotografía es otro recurso excelente para poner el sello de identidad a una bodega o hacer fácilmente reconocible el tipo de vino que vamos a adquirir, como ocurre en las botellas de la bodega Matsu. Un joven aparece en la botella de El Pícaro, un hombre de mediana edad en El Recio y un anciano en El Viejo. Imágenes perfectamente adecuadas a cada uno de los vinos.
Otro ejemplo genial de etiquetado destinado a conquistar a clientes jóvenes es el vino Peleón, que incluye en su etiqueta a un jugador de boxeo en el ring. «El punto estaba en disociar el concepto ‘vino peleón’ de vino malo, para acabar asociándolo al de un caldo joven, vinculado a sus cualidades ‘vigorosas’ otorgadas por su consumo en dosis moderadas», explica Dídac Catalán, director de arte y creativo, responsable de este innovador diseño. «El logotipo acuña el nombre en un ring de boxeo creado en líneas del grosor similares a las de los pies de la fuente seleccionada, una didona, esbelta y de base firme. Dando como resultado de la combinación de elementos, una marca armoniosa en peso y contraste», completa Catalán.Gastronomía y Restauración- Vino Arte- Especiales Diario de Ibiza - 0008

El etiquetado juega con el consumidor en las diferentes variedades de vino. Al enfrentar una botella de vino tinto y una de blanco, se aprecia que ambos boxeadores están en el mismo escenario batiéndose en duelo. El director creativo expone: «En las versiones de 1/4 se han seleccionado dos muchachos 1/4 de edad más jóvenes en relación a las botellas de 75cl., puesto que se está tratando con botellas pequeñas pero trabajando en el mismo concepto».
Este tipo de diseños son los preferidos por jóvenes que se están empezando a introducir en el mundo del vino, que buscan sorprender cuando tienen invitados en casa o quieren llevar algo diferente a una cena con amigos. Sin embargo, es extraño encontrar este tipo de etiquetas en restaurantes, donde los clientes suelen confiar más en los vinos de etiquetas más clásicas.

Gastronomía y Restauración- Vino etiquetas- Especiales Diario de Ibiza - 0017Los vinos orgánicos también suelen tener un etiquetado innovador y diferente «para llamar la atención». Su imagen quiere transmitir frescura, y una esencia ecológica que, en definitiva, es su razón de ser. Imágenes en las que la naturaleza es protagonista o diseños limpios son una constante en este tipo de vinos.

Bodegas Arraez, que suele colaborar con artistas para el diseño de sus etiquetas, presenta su primer vino ecológico que elaboran a partir de uvas de Monastrell en la D.O. Jumilla. «Esta etiqueta ha sido diseñ̃ada por el pintor valenciano Eduardo Bermejo, uno de los jóvenes valores de arte en España», afirman desde la bodega.

En este sentido, cabe destacar las colaboraciones de grandes artistas con bodegas a la hora de diseñar las etiquetas, como la que realizó Miquel Barceló con la bodega mallorquina Ànima Negra para ilustrar sus vinos Son Negre. Peces, cráneos, ojos y seres fantásticos protagonizan estas obras de arte.

Uno de los proyectos más impresionantes es el de Cru Garage, una serie de cuatro vinos mexicanos (tres tintos y un blanco) de la familia Torres Alegre que cuenta con una etiqueta muy especial. Cuatro artistas profesionales, entre ellos Leonardo Torres, realizaron ocho finos grabados tradicionales con técnicas que van desde el grabado aguafuerte hasta la técnica punta seca. «Leonardo plantea una idea de etiqueta más allá de las imágenes clásicas: que conserve al vino como personaje principal de la botella», explican desde la bodega. Para ello, diseña «este peculiar contorno de formas redondas con un pequeño recorte o ventana. Así el vino siempre estará asomándose en la imagen».

Para comenzar, se recortaron de manera manual ocho placas de zinc con el contorno o forma representativa de las etiquetas Cru Garage. Estas fueron entregadas a los artistas para que cada uno realizara dos propuestas para vino tinto y/o para vino blanco, de las que se elegirían solo cinco para vestir el vino Cru Garage. «Fue muy complicado elegir, ya que todas la propuestas poseen una singular belleza», confiesan desde Torres Alegre.

La estética de los vinos también debe ser diferente si quiere atrapar a un público masculino o femenino. «Las mujeres suelen elegir vinos con motivos como flores, corazones o mariposas en la etiqueta, mientras que los hombres suelen escoger más vinos en los que, por ejemplo, aparece un castillo», apunta Rosa Hamersma, quien indica como ejemplo de vino que eligen las mujeres el Vino del Buen Amor, presidido por un gran corazón rojo. Desde Finca Volvoreta, productora de esta referencia, apuntan: «Quisimos rendir homenaje a uno de los primeros embajadores del vino de Toro, el Arcipreste de Hita, y a su libro ‘El Libro del Buen Amor’ (1930); pero también a todos lo que piensan, como nosotros, que el vino es un encuentro».

Restaurante Asador Sissi’s. Variedad de sabores en el jardín de Platja d’en Bossa

El Restaurante Asador Sissi’s es una excelente opción para los comensales que aprecien la variedad gastronómica. En este gran jardín situado en Platja d’en Bossa se pueden saborear desde tiernas carnes a la brasa (destacan el entrecot de Angus, carnes de Kobe o el rico chuletón de buey), asados como el de cochinillo o cuartos de lechazo, una selección mediterránea con paellas, pescados y calderetas de langosta y bogavante y una magnífica selección de sushi. Un universo gastronómico que puede acompañarse con los vinos de Bodegas Arzuaga.

Tierras de buen vino

Cultivo de vides en Formentera. AISHA BONET
Cultivo de vides en Formentera. AISHA BONET

Ya en la época púnica, los conocimientos vitivinícolas de los habitantes de Ibiza dejaron constancia de que  estas tierras eran ideales para producir buen vino. La llegada de los romanos contribuyó a la mejora de la actividad, aportando nuevas técnicas de cultivo y mejorando los procesos de producción. Cuentan las crónicas, según los datos del Arxiduc Lluís Salvador, que a finales del siglo XIX la actividad vitivinícola en Ibiza era ya muy importante y la superficie de viña en la isla alcanzaba las 45 hectáreas, casi las mismas que en la actualidad. Entonces, la plaga de la filoxera, originada en Francia, arrasó con gran parte de los cultivos de  España, y también de los de las Pitiüses. A pesar de que los payeses han mantenido la producción de un modo artesanal todos estos años, no fue hasta finales de los años 90 del siglo pasado cuando el vino autóctono, de la mano de la marca ‘Vino de la tierra Ibiza’ comienza a asomar la cabeza con nuevas variedades, mayor profesionalización y mejor comercialización.

Así, se ha pasado de las 30 hectáreas que se explotaban bajo esta indicación geográfica a las 57 que se explotaron en 2015, un crecimiento que ha venido acompañado por el número de  productores, que en la actualidad alcanzan la treintena, y lógicamente por la cantidad comercializada (de 521 hectolitros se ha pasado hasta los 1.101 en 2015).

La producción de rosado ha crecido en Ibiza. AISHA BONET
La producción de rosado ha crecido en Ibiza. AISHA BONET

En este crecimiento también se ha producido un cambio significativo: los vinos rosado y blanco ha desbancado al tinto, que ha pasado en diez años de aglutinar casi el 70% de la producción a quedarse en un tercio. El año pasado, la cantidad de vino comercializado como Vino de la tierra Ibiza fue de 1.101 hectolitros, de los cuales, el mayoritario fue el vino rosado. Cabe destacar el aumento porcentual del vino blanco comercializado, que superó por primera vez los 300 hl, lo que representa un aumento de más de un 5% en relación al año anterior.

«La explicación es clara: ha habido un cambio de tendencia entre el consumidor; a la gente que viene a las islas le gusta beber vino más fresco y el rosado de Ibiza ofrece unas características muy buenas», asegura Toni Costa, director técnico de la bodega Can Rich.
De similar opinión es José Abalde, enólogo de la bodega Terramoll en Formentera, donde en los últimos años la producción de blancos y rosados ha primado sobre la de tinto. «Por ejemplo, este año habrá más blanco y creo, aunque todavía es pronto para decirlo porque depende todavía del tiempo que pueda haber en los próximos meses, que la calidad será buena», señala Abalde.

Vista panorámica de los viñedos de la bodega Terramoll en Formentera. AISHA BONET
Vista panorámica de los viñedos de la bodega Terramoll en Formentera. AISHA BONET

En la pitiusa menor, actualmente, la vitivinicultura es una de las principales actividades agrarias. Hay sembradas más de 60 hectáreas de viña, lo cual representa el 12,5% del total de la superficie agrícola utilizada. La variedad tradicional y predominante es la ‘monastrell’, ya que cerca de un 44% de las viñas son de esta variedad.

En el año 2015 se comercializaron más de 168 hectolitros de Vino de la tierra Formentera, lo que representa un aumento de más del 3,5% con respecto al año anterior. El vino blanco fue el mayoritario con 74 hectolitros y más del 91% de estos vinos se comercializaron en Balears.

El peligro de la paloma torcaz

Barriles de vino en la bodega de Can Rich.
Barriles de vino en la bodega de Can Rich.

Los cultivos de las Pitiüses sufren desde hace tres años una peligrosa plaga que afecta a un porcentaje muy amplio de su producción: la paloma torcaz. Esta ave, que antes era migratoria, ha arrasado buena parte de las vides, especialmente las que se encuentran cercanas a zonas forestales, así como otros cereales, y los productores de vino reclaman acciones «más contundentes». De hecho, en los últimos años se ha ampliado la veda de caza de estas aves, pero la medida para los productores «es insuficiente». De hecho, pequeños productores de vino de las islas ven amenazadas sus cosechas. Las bodegas reclaman que las instituciones insulares actúen para evitar que la paloma torcaz se convierta en un plaga.

- Publicidad -