Un menú largo y de estrellas en la apertura de La Gaia

El laureado chef Mario Sandoval y Óscar Molina sorprenden a los invitados en la reapertura de La Gaia, el restaurante del Ibiza Gran Hotel

Mario Sandoval, chef de dos estrellas Michelín, prepara un plato con el equipo del chef Óscar Molina. Fotos; Gabi Vázquez
Mario Sandoval, chef de dos estrellas Michelín, prepara un plato con el equipo del chef Óscar Molina. Fotos; Gabi Vázquez

Óscar Molina no pudo idear mejor fórmula y compañero de fogones para la reapertura del restaurante La Gaia, situado en el Ibiza Gran Hotel, con uno de los eventos más exclusivos en la amplia oferta gastronómica actual de Ibiza.

Los dos cocineros protagonistas.
Los dos cocineros protagonistas.

Con la fórmula de ‘cocinar a cuatro manos’, Molina invitó a nada menos que al Premio Nacional de Gastronomía, Mario Sandoval, propietario y chef del restaurante ‘Coque’ de Madrid que ostenta dos estrellas Michelín y tres Soles Repsol.

Molina, chef ejecutivo del hotel y de La Gaia, acostumbra a sorprender a los comensales con un show cooking de alto nivel en el que fusiona su estilo de cocina peruvian con el de su colega culinario de la ocasión.

Un menú exquisito

La experiencia junto a Sandoval fue exquisita e increíble a tenor de los comentarios del centenar de comensales que disfrutaron de un menú de exquisitos aperitivos, seis platos y tres postres.

Un menú exquisito.
Un menú exquisito.

Durante la recepción en pie en la barra del restaurante, el equipo dirigido por Molina y Sandoval ofreció aperitivos de bienvenida: huevo de pepino, jengibre y schichimi; mocktail de arándanos y té de jazmín especiado; crujiente de tapioca, remolacha y citrus; bocado de arroz salvaje, maíz y caviar y un caldo de ramen.

El menú largo y de estrellas Michelín se sirvió a la mesa con una ostra Amélie selección especial; un ensalada de crostes con peix sec y tomates encurtidos en dashi; esencia de carabinero a la parrilla con gelée de su cabeza amontillado elaborado por Sandoval; falso risotto de piñones con espárragos trigueros, cristal de patata y polvo de café; secuencia de atún toro cocinado con su médula, ventresca con piparras y papatana glaseada y cordero de Ibiza con mousse de ñame, cebolla glaseada, gel de cítricos y cardamomo.

A la hora de los postres Molina rizó el rizo con una leche cuajada de Santa Gertrudis con manzana y nuez pecán y Sandoval preparó un souflé de yuzu y vainilla.

Los cocineros departieron con los invitados.
Los cocineros departieron con los invitados.

La cena, amenizada con música, se prolongó varias horas en un ambiente extraordinario con interacción de los chefs y el equipo de La Gaia con los invitados.

- Publicidad -