Placer mediterráneo en el restaurante Estel

Estel presenta un nuevo menú de lunes a viernes a mediodía por 18 euros, además de su carta habitual y el menú degustación

Diana Blesa
Vistas a la costa desde la mesa. Fotos: Restaurante Estel

La influencia mediterránea es quizá la característica más destacada del restaurante Estel, que presenta una experiencia gastronómica completa en el paseo de Santa Eulària. Sentarse a su mesa es descubrir un paraíso de sabores, aromas y texturas que funden la tradición culinaria más arraigada con pinceladas de creatividad que sorprenden a todos los paladares.

Un lugar perfecto para comer, cenar o simplemente tomar algo.

Su carta es amplia, con una variedad de pescados frescos a elegir, arroces y paellas de sello local y una selección de carnes tiernas y jugosas. Por supuesto, la propuesta de platos principales se complementa a la perfección con deliciosos entrantes y elaborados postres para poner la guinda a la comida o cena.

Como novedad, el restaurante presenta un menú de lunes a viernes a mediodía por 18 euros, en el que se sirven platos de cocina casera al más puro estilo Estel. Una oportunidad perfecta para hacer una parada entre semana disfrutando de una cocina de calidad.

El rincón más emblemático del restaurante.

Quienes prefieran detenerse más en las delicias que el chef prepara en Estel, pueden optar por el menú degustación. Por 38 euros, el comensal disfruta de una selección especial de recetas pensadas para conquistar.

Todo ello, con el mejor servicio y unas vistas de impacto. Porque Estel está situado en el paseo marítimo de Santa Eulària, como un auténtico balcón a la costa. Dar un paseo antes o después de la comida es muy agradable, disfrutando de la tranquilidad propia de la villa del río.

Estel es el ‘hermano menor’ del Hotel Rural Can Curreu, con el que comparte el estilo gastronómico y la filosofía de que el cliente se sienta como en casa. Así, si te apetece más respirar el aire fresco del corazón de la isla, puedes optar por visitar Can Curreu, donde las vistas, la gastronomía y el servicio siempre están a la altura.

En pleno paseo de Santa Eulària.
- Publicidad -